16-04-2024 Martes, III semana - pascua
Bizkeliza 5 Acción Pastoral 5 Reconocimiento a las personas `cuidadoras´ de las parroquias
30.10.2023
I Encuentro de `Alkartezainak´ o Referentes Parroquiales

Reconocimiento a las personas `cuidadoras´ de las parroquias

El primer Encuentro de Referentes Parroquiales de la diócesis de Bilbao congregó el sábado, en el centro San Viator de Sopuerta, a más de 120 personas, "algunas más de las previstas", como reconocieron desde la organización. Fue un motivo para escuchar, reflexionar, recordar y, sobre todo, visibilizar públicamente la gran y callada labor que realizan las personas que están al cuidado de las parroquias. Tal y como dijeron algunas de ellas en el momento del diálogo, es un servicio 24/7 que, aunque se realiza de manera voluntaria, tiene también sus sinsabores. . El obispo, Joseba Segura, agradeció su aporte a la comunidad y tomó nota también de algunas de las cuestiones prácticas que plantearon los presentes respecto a sus funciones y su futuro.  

El centro educativo diocesano San Viator, de Sopuerta, fue el lugar escogido para celebrar el primer encuentro diocesano de referentes parroquiales o `alkartezainak´, tal y como se ha recogido en su nueva acepción en euskera. Precisamente, Pepita Larrauri, una de las personas que participó en el diálogo que propició el vicario territorial Miguel Vera, se refirió a ese término: al de cuidadoras. «Me gusta más que el de referente parroquial – expresó-, porque refleja mejor nuestra labor. Alguien que se preocupa por los demás sea en la Iglesia o fuera de ella». Edurne Intxaurraga, de la parroquia de Zeanuri, subrayaba que gestos de reconocimiento como éste «son muy importantes y necesarios». Del mismo modo se expresaban algunas de las personas que participaron al salir del encuentro: «esto da fuerzas, anima e impulsa a trabajar como bautizados en el anuncio del Reino de Dios».

El obispo y Estrella Moreno (IDTP) saludando a una referente parroquial histórica, la teóloga María José Arana

El obispo agradeció la generosidad y servicio que «se traduce en muchas horas de presencia, acompañamiento y trabajo para que las parroquias tengan sus puertas abiertas«. Mirando por el retrovisor, se refirió a los 10 años de experiencia de esta figura para pararse y enfocarse en el futuro. «Es hora de hacer valoración, de escucharos para ver en qué tenemos que mejorar«. Y así se propuso. Las personas participantes, sumaron su visión al documento actual que regula este servicio en la Diócesis. «Con los aportes recogidos, se quiere publicar un texto actualizado», señaló Estrella Moreno, directora del Instituto Diocesano de Teología y Pastoral, quien ha acompañado a muchas de estas personas en sus procesos de formación.

Un poco de historia

La figura del Referente Parroquial, «es fruto de muchas cosas, en primer lugar, de esa acción del Espíritu Santo, que nos ayuda a afrontar nuevas necesidades y nuevos tiempos, pero también es necesario decir que hay una historia específica de esta Diócesis, que en otras no se ha desarrollado tanto. Tiene que ver con opciones que se han hecho y que empezaron en aquellas reflexiones de los años ochenta, en la Asamblea Diocesana, en materia de corresponsabilidad y todo lo que se ha venido haciendo desde entonces». Subrayó el obispo.

Varias de las personas asistentes ofrecieron sus testimonios durante la mañana.

«Es importante el apoyo mutuo para coordinar las parroquias”

Reflexión sobre el presente y el futuro

Estrella Moreno, dinamizadora también del encuentro. Lo definió como «jornada de fiesta, un día para celebrar que tenemos muchas personas en las comunidades cristianas de Bizkaia que están asumiendo responsabilidades de una manera nueva».

Esta figura tiene que ver con querer seguir siendo comunidades acogedoras, «que tenemos las puertas abiertas, que somos capaces de orientar a las personas que se acercan a nosotros en busca de algún servicio». Reconoció que esto está siendo posible porque hay personas que están asumiendo esta tarea «la mayor parte de las personas que están participando son mujeres. Somos las que formamos básicamente la Iglesia hoy por hoy y también somos las que estamos asumiendo diferentes responsabilidades, entre ellas esta de la acogida, de la atención global de la parroquia». En la jornada del sábado se habló en más de una ocasión sobre el `relevo generacional´, una cuestión fundamental para seguir con la tarea.

El obispo dirigiéndose a los asistentes en el encuentro del sábado.